Saltear al contenido principal

1000 Juguetes= 1000 sonrisas

1000 Juguetes= 1000 Sonrisas

Este es el desafío que nos propusimos en Lekip y Lekip Funcional en el mes de agosto.
Juntar entre todos 1000 juguetes que pudieran regalarles 1000 sonrisas a tantos chicos de nuestra ciudad que no pasan la mejor realidad.
Y una vez más esta hermosa comunidad que armamos en Lekip nos demuestra que tiene un corazón enorme y una solidaridad que se presenta de la manera más genuina.
¡Logramos juntar entre todos 1153 juguetes!
A partir de las sugerencias a nuestros socios, esos juguetes fueron entregados a los siguientes lugares:

  • Comedor Lagrimitas: Asisten diariamente a 305 niños en el Barrio San Fermín. Nos recibió Tati que con su amor incondicional y junto a otras mujeres del barrio se ocupan de los niños y además de brindarles desayunos y comidas los asisten con su higiene y buen cuidado. Además, en la actualidad hay un proyecto de educación junto con maestras y estudiantes de la Escuela Normal.
  • Merendero Corazones Abiertos: Asisten 50 niños y son atendidos por Claudia y un grupo de mamás que les brindan alimentación y buenos cuidados. El comedor se encuentra ubicado en el Barrio Americano, y es fruto del esfuerzo diario.
  • Merendero El Ángel de la Bicicleta: Ubicado en el barrio La Loma, nos recibió Stella Maris quien asiste junto a otras personas que le ayudan a más de 70 niños. Otra obra generada desde la necesidad de los niños de su barrio.
  • Merendero Los pibes del Barrio: Nos recibió la señora Teresa que también destina tiempo y mucho amor a 180 niños que cada día se acercan al lugar para recibir un plato de comida, juegos y educación. Este merendero se encuentra ubicado en el barrio San Jorge. Conmueve ver cómo entre todos colaboran para que la obra sea posible.
  • Centro Educativo: Nos recibió parte del cuerpo directivo de la institución, con la inmensa alegría de encontrarse con las donaciones de juguetes para los 180 niños que asisten al Centro. Ellos además de educación, les ofrecen alimentación y mucha contención.
  • Parroquia Villa del Parque: En vísperas de desarrollar el día del niño la alegría de habernos recibido fue como un regalo del cielo. Asisten a muchos niños del barrio tanto en comida como en actividades recreativas.
  • Hospital Nuestra Señora de Luján: Llegar con un juguete para los niños que estaban internados fue el regalo más grande que podían recibir.
  • Barrio Ameghino: Sara y Luciano cada fin de semana dan merienda a 40 chicos y junto con las mamás del barrio organizan actividades y entretenimiento para ellos.
    Sabemos que con pequeñas acciones podemos cambiar el mundo. Todas las personas que son parte de estas instituciones, comedores y merenderos, son personas que lo tienen muy claro. Ellos dan amor sin esperar nada a cambio y cada día le cambian el día a muchos chicos.
    Habernos sentido parte fue el mejor regalo que cada uno de nosotros podíamos recibir. Gracias, gracias, gracias Lekip, porque tu existencia permite transformar la vida de muchas personas y esas vidas que se transforman pueden seguir ayudando a transformar la vida de muchas personas más.
    Seguimos cumpliendo sueños.